Os ofrecemos hoy lo mejor para este fin de semana. Se trata del sensacional capítulo de El Abandonado de Vientos de Invierno, uno de los mejores de todo Canción de hielo y fuego. Lo leímos en directo ayer en el Twitch de La Canción Continúa, hoy hemos hecho un análisis de 200 minutos, más de 3 horas, para nuestros Patreons; y también hemos subido la lectura de anoche a Youtube para que podáis disfrutarla cuando queráis.

Para celebrar que superamos los 100 Patreons en La Canción Continúa (¡ya somos más de 200!), comenzamos a analizar capítulos de Vientos de Invierno. Empezamos en abril con el de Theon Greyjoy, en mayo llegó Arianne I, en junio, Alayne/Sansa Stark, en julio la 1ª mitad del arco de Meereen y la Batalla del Fuego (Victarion, Tyrion I y Barristan I), en agosto Arianne ii, en octubre Mercy/Arya Stark, en noviembre la 2ª mitad de la Batalla de Meereen (Barristan II y Tyrion II). Y hemos acabado ahora con el mejor, El Abandonado.

Pero antes del análisis toca hacer una lectura completa y teatralizada de los propios capítulos. Y ayer el Twitch de La Canción Continúa leímos de forma sensacional a cuatro voces el magistral capítulo de El Abandonado (Aeron Greyjoy) de Vientos de Invierno, en el que Euron Greyjoy se eleva como personaje entre profecías, presagios y revelaciones.

Después analizamos el capítulo en formato de videopodcast durante 200 minutos, más de tres horas, pero en este caso en exclusiva para nuestros Patreons, de cualquier categoría. Es el análisis más largo que hemos realizado de cualquier capítulo de la saga: hemos tenido podcasts más largos pero incluían resumen, teorías y presagios. Sabéis que podéis encontrar el análisis en nuestro Patreon, para todas las manadas: Dama, Verano, Nymeria, Viento Gris, Peludo y Fantasma.

Para los que os la perdisteis en directo ayer la lectura en Twitch os la compartimos ahora en Los Siete Reinos después de haberlo subido a nuestro canal de Youtube. La lectura en sí comienza a partir del minuto 14 y el vídeo dura algo más de una hora. Esperemos que os maraville tanto como a nosotros.