Encaramos la parte final de este largo viaje. Casi sin darnos cuenta, nos plantamos en el penúltimo episodio de Juego de Tronos, y ha llegado la hora de que las piezas planeen sobre el tablero los últimos movimientos para que la partida termine. En la despedida de Sapochnik, pasemos a analizar cuanto ha sucedido, antes y después de hacer resonar las campanas de Desembarco del Rey.

Las Campanas

Por Sak Stark

juego-de-tronos-8x05-daenerys

Abrimos este 8×05 con Daenerys tratando de digerir cuanto le ha pasado en las últimas horas. No necesitaremos mucho tiempo para presenciar cómo nos deja Lord Varys. La Araña, el superviviente por excelencia desde los tiempos de Aerys el Loco, comparte con Jon una de las grandes citas sobre la naturaleza Targaryen, manifestando con ello a quien optaría por seguir como monarca.

“Locura y grandeza son dos caras de la misma moneda y cada vez que un Targaryen nace, los dioses lanzan la moneda al aire y el mundo aguanta la respiración para ver de qué lado caerá”.

Tormenta de Espadas, Capítulo 71 (Daenerys)

Varys se encontraba redactando mensajes al estilo Ned Stark sobre “el legítimo heredero al Trono”, un detalle que se han preocupado en mostrarnos, sin confirmarnos a su vez si se han enviado estas misivas. Posteriormente su complot es revelado, y ejecutado a la parrilla en una escena aterradora bajo la noche de Rocadragón. Debo compartir mi decepción ante el hecho de que Varys no haya huido nadando de allí en forma de tritón.

juego-de-tronos-8x05-tyrion-varysjpg

Bromas aparte, termina sus días uno de los personajes más poderosos políticamente hablando (y veteranos) de esta saga. Resulta curioso que los personajes más inteligentes de esta serie siempre son liquidados de forma tan abrupta. Varys además era uno de los grandes valedores de Griff el Joven en los libros. ¿Guiño al futuro de las novelas?

“- Eddard: Decidme, Lord Varys, ¿a quién servís realmente?

+ Varys: Al reino, mi buen señor, ¿Cómo podríais dudar de eso? Lo juro por mi virilidad perdida. Yo sirvo al reino, y el reino necesita paz.”

Juego de Tronos, Capítulo 58 (Eddard)

Tenemos el enésimo encuentro de tensión entre Daenerys y Jon, ahora que mucha más gente conoce los orígenes de este último, hecho que Dany se toma como un quebradero de cabeza extra en su haber. Se informa a Tyrion de que Jaime ha sido capturado y hecho prisionero, dando paso a una escena de amor fraternal entre hermanos con sabor a despedida. Y falso, a Jaime sí le importan los habitantes de la capital: es por ellos por quien tiene el mote de Matarreyes. Él salvó a toda esa gente cuando rebanó el cuello al Rey Loco, evitando que murieran bajo una ola de fuego valyrio.

“Creo que es bien extraño el ser amado por una caridad que nunca hice, y odiado por muchos por mi mejor acto.”

Choque de Reyes, Capítulo 55 (Catelyn)

La Mano trata de convencer a su reina de ganarse la capital y no destruirla, obligando a sus enemigos a rendirla. Al mismo tiempo, Tyrion arregla con su hermano que sea quien haga sonar las campanas en señal de rendición, para después coger un barco con Cersei rumbo a Essos, bien lejos de la ira de Dany.

Helen Sloan / HBO
Helen Sloan / HBO

Ambas facciones se reúnen ante las murallas de Desembarco, a la vez que Jaime, y el Perro y Arya por su lado, se cuelan en la ciudad. De pronto, y de forma muy bien aprovechada, se materializa una de las visiones que tuvo Bran en la Temporada 4: la sombra de un dragón planea sobre Desembarco del Rey.


Madre de dragones, pensó Daenerys. Madre de monstruos. ¿Qué he desatado sobre el mundo? Soy una reina, pero mi trono está hecho de huesos quemados, y descansa sobre arenas movedizas. Sin los dragones, ¿Cómo podría ella esperar mantener Meereen, y mucho menos recuperar Poniente? Soy la sangre del dragón, pensó. Si son monstruos, yo lo soy también.”

Danza de Dragones, Capítulo 11, Daenerys.

A diferencia del episodio anterior, Drogon comienza a destruir a sus enemigos con su aliento llameante. Enseguida liquida toda la Flota de Hierro sobre el mar, pasando a incendiar los escorpiones mata-dragones, y finalmente haciendo una barbacoa con la Compañía Dorada. Aceptamos las excusas sobre los elefantes: la élite mercenaria pasa por los Tronos sin pena ni gloria, haciendo más acto de presencia que no de combate. En resumen, un lamentable puñado de masillas. El punto positivo, en el vestuario de sus soldados con el emblema de las calaveras de oro.

“Estos eran los herederos de Aceroamargo, y la disciplina era para ellos como leche materna”.

Danza de Dragones, Capítulo 61, el Grifo Redivivo

Finalmente resuenan las campanas en la capital, con lo que se pausa momentáneamente el asedio. No obstante, y para horror de Jon, esto no es suficiente para una Daenerys desatada, quien ordena a su montura que continúe su monólogo de destrucción, cual Smaug sobre la Ciudad del Lago. Todo esto se lo mira Cersei en la lejanía, diciendo para sí que “la Fortaleza Roja nunca ha caído”. Error, pues la última vez que la fortaleza cayó fue precisamente a manos de su señor padre Lord Tywin, quien culminó en la Rebelión de Robert la victoria para las casas Baratheon y Lannister.

juego-de-tronos-8x05-tropas-jon

No queda más en la cabeza de Daenerys que venganza, haciendo pagar tanto a enemigos como inocentes con sus vidas por igual, en un terrorífico escenario de desolación que obliga a la Leona a abandonar la fortaleza. Finalmente, procede a “tomar lo que es suyo, con fuego y sangre”.

A medida que el dragón arrasa cuanto encuentra, sea piedra, madera o carne, se hace realidad la visión de Dany en la Casa de los Eternos: el salón del trono resulta pasto de la destrucción e inundado en ceniza (Temporada 2), como también podemos ver en nuestra portada de El Mundo de Hielo y Fuego (¡Maldito Corominas!).

La reina de plata toca el fondo de los infiernos, consumida por la locura. Entre las pérdidas de sus seres queridos, sus dragones, sentirse traicionada y despreciada, y que la persona que ama le pueda arrebatar el trono, todo ello en la más absoluta de las soledades. Resulta en un giro brusco y dramático hacia una Dany oscura, pero así se ha decidido disponiendo de seis episodios. El timing no ha quedado bien medido en puntos esenciales de esta temporada, y “Las Campanas” es un ejemplo más.

“Esos traidores quieren mi ciudad, pero sólo encontrarán cenizas. Que Robert reine sobre un montón de huesos chamuscados y carne calcinada.”

Aerys II en la Rebelión de Robert, Tormenta de Espadas, Capítulo 37 (Jaime)

Encuentro entre antiguos conocidos. Jaime y Euron se enzarzan en una rápida lucha que resulta fatal para ambos, quedando mortalmente heridos. Euron halla la muerte mientras se regodea de asesinar a su rival.

juego-de-tronos-8x05-euron

El Euron de la HBO no ha sido ni la sombra de su homónimo en Festín de Cuervos. En TV hemos tenido un villanucho de segunda fila, de escasa profundidad y de poca aportación a la serie. Nada de Atadragones, nada de sus objetivos como Rey de las Islas del Hierro, nada sobre sus oscuros planes más allá del trono. En definitiva, no le echaremos de menos.

Somos los Hijos del Hierro, y una vez fuimos conquistadores. Nuestras andanzas corrieron por todas partes como el sonido de las olas. Mi hermano estaría contento con el frío y lúgubre Norte, mi sobrina con menos aún… Pero yo os daré Lannisport. Altojardín. El Rejo. Antigua. Las Tierras de los Ríos y el Dominio, el Bosque Real y la Selva, Dorne y las Marcas, las Montañas de la Luna y el Valle de Arryn, Tarth y los Peldaños. Yo digo que lo tomemos todo! Yo digo, tomemos Poniente.”

Festín de Cuervos, Capítulo 19, el Hombre Ahogado

El plato gordo llega hacia el final. En un giro un poco torpe, el Perro decide parar el avance de Arya, convenciéndola de dar media vuelta y no matar a Cersei. Por otro lado, Sandor no nos defrauda, ofreciendo un titánico enfrentamiento contra su hermano FrankenGregor, mientras la Fortaleza Roja se va desmoronando. La CleganeBowl pinta mal cuando la Montaña procede a hacerle un Oberyn al Perro, hasta que este último decide llevarse por delante al berseker de su contrincante, precipitándose hacia las llamas. Donde todo comenzó entre ambos, acaba terminando.

“Sandor Clegane se trataba de un ser amargado y atormentado, un pecador que se burlaba de los dioses y de los hombres. Servía, pero no encontraba orgullo en ello. Luchaba, pero no encontraba alegría en la victoria. Bebía para ahogar el dolor en un mar de vino. No quería a nadie y nadie lo quería. Sólo lo impulsaba el odio. Cometió muchos pecados, pero nunca buscó perdón. Mientras otros hombres sueñan con el amor, la gloria o las riquezas, Sandor Clegane soñaba con matar a su propio hermano, un pecado tan espantoso que me estremezco con sólo mencionarlo. Pero ese era el pan que lo nutría, la leña que alimentaba su fuego. Por vil que fuera, la esperanza de ver la sangre de su hermano en su espada era lo que daba vida a esa criatura triste y furiosa… Y hasta eso le fue arrebatado cuando el príncipe Oberyn de Dorne hirió a Ser Gregor con una lanza envenenada.”

Festín de Cuervos, Capítulo 31 (Brienne)

Aún procesando el brutal combate, Cersei y Jaime se encuentran una última vez mientras los techos se derrumban. Intentan escapar por las mazmorras, pero su paso queda bloqueado por los escombros amontonados. Sin escapatoria alguna, los hermanos se funden en un último abrazo mientras la piedra, la oscuridad y las Lluvias de Castamere los engullen para siempre. La lista de muertes de Arya queda completada, a pesar de no ser la mano ejecutora.

juego-de-tronos-8x05-jaime-cersei

La redención de Jaime no ha tenido un recorrido claro. Ha dado tumbos, algún amago de salto hacia adelante y más pasos hacia atrás, con el justificante de la tóxica obsesión con Cersei. Su evolución como personaje ha sido un completo desconcierto, absolutamente manipulable, y un despropósito en algunos puntos. Tengo muy claro que en Canción, su destino es morir junto a Cersei, por su propia mano, o por su culpa, o defendiéndola de algún otro valonqar que nos sorprenda.

Aunque fastidia, el valonqar nunca fue parte de la serie. Maggy la Rana sólo recitó la profecía hasta la parte de “la Reina más joven y más bella que te quitará lo que es tuyo”, quien podemos concluir que es Dany. D&D conocen el final de la serie por boca de GRRM, y creo que como mucho tienen la información de quién muere y quién vive cuando esta historia se acabe. Quiero pensar que el camino será diferente, que van a pasar muchas más cosas que las que podemos ver en seis episodios de TV, por lo que mantengo (y muchos de los lectores) la esperanza de que en los libros sea el valonqar quien cumpla la profecía de la maegi.

“Está escondido. Ha matado a nuestro padre, igual que mató a nuestra madre, igual que mató a Joff. —El enano también iría por ella. La Reina lo sabía: era tal como le había augurado la vieja en la penumbra de aquella carpa—. Me reí de la adivina, pero tenía poderes. Vio mi futuro en una gota de sangre. Vio mi sino”. Las piernas apenas la sostenían. Ser Boros fue a sujetarla del brazo, pero la Reina esquivó su mano. ¿Quién le garantizaba que no era una de las criaturas de Tyrion? (…) “Lo que necesito es sangre, no agua. La sangre de Tyrion, la sangre del valonqar”.

Festín de Cuervos, Capítulo 3 (Cersei)

En medio del caos infernal, Jon ordena la retirada de sus hombres, y Arya trata de escabullirse del genocidio como puede llevándose bastantes magulladuras, hasta que logra huir a lomos de un caballo puesto para ella, quizás como una referencia al caballo pálido de la Muerte. Es una de las peores partes que llevo como espectador, no tener la necesidad de preocuparme por Arya pese a que se pase medio episodio huyendo de la destrucción por las calles desembarqueñas.

Destacar finalmente el brillante trabajo de fotografía, ambientación y detallismo, así como las magistrales interpretaciones de Lena Headey y Emilia Clarke. El panorama actual, una Daenerys victoriosa a un alto precio, un probable destino en la fase final de las novelas. Solo cabe añadir que en una semana terminaremos Juego de Tronos.