La semana pasada George R.R. Martin en una entrada en su Not a Blog anunciaba la fecha, portada y más detalles de Fuego de Sangre. Pero además, confirmaba por si había dudas que Vientos de Invierno no saldría este 2018.

George R.R. Martin no permite que se comenten en una entrada de su blog temas que no tengan que ver con la misma; pero como se mencionaba a Vientos de Invierno, en los comentarios se habló del libro y se preguntaba a George cosas sobre la sexta entrega de Canción de hielo y fuego…y Martin ha respondido sobre Vientos, su proceso de escritura, las críticas y hasta de las series sucesoras de Juego de Tronos. Atentos que ha explicado varias cosas interesantes.

Martin Mexico

Lo primero, Martin hablaba de por qué él se ha involucrado en las series sucesoras de Juego de Tronos, y por qué estas no podían esperar, cuando un lector le pedía que no salieran hasta que acabara Vientos de Invierno:

No estoy seguro de que la HBO estuviera de acuerdo en que los spinoffs (prefiero el término “series sucesoras”) podrían haber esperado. Con Juego de Tronos terminando en 2019, han puesto cinco a trabajar, para tener una nueva serie…o más de una recogiendo el testigo en 2020 (el desarrollo toma tiempo). Las series sucesoras iban a suceder en cualquier caso, así que prefiero que sucedan con mi participación y guía, mejor que sin ella.

Martin también explicó que no va a revelar más capítulos de Vientos de Invierno, y cree incluso que ha revelado “demasiados”, no sabe si más de 100 páginas del libro (son más de 100, en efecto). Dice que ahora, en la era de Internet (?), no sabe si merece la pena compartirlos si le van a criticar por ello cuando salga el libro.

Martin reveló una cosa muy interesante: algunos de sus editores le habían sugerido que dividiera Vientos de Invierno en dos partes, pero él se resiste a ello. En concreto, Martin mencionó la división de Festín y Danza como ejemplo (dividir por personajes la novela), cuando le preguntaban en su blog por dividirlo como Fuego y Sangre (dividirlo temporalmente, la mitad de la historia Targaryen en cada libro). Curioso.

martin ventana

Martin se ha puesto a la defensiva en algunos comentarios. Ha hablado de como Tolkien no terminó El silmarillion o Peake, Dickens y Fitzgerald no finalizaron algunas de sus obras y siguen siendo grandes escritores. Pero él se reafirma en que pretende terminar Canción de hielo y fuego.

También ha sacado cierta parte de su humor. Le cuestionaban por usar el procesador de texto Wordstar 4.0 en el sistema operativo MS-DOS, y respondió diciendo que entonces tampoco les gustaría su Mazda RX-7 de 1985.

Volvió a decir que quiere volver a escribir más cuentos de Dunk y Egg (y para nuestro casi horror, más Wild Cards) y otras historias de los Mil Mundos que dejó hace años, pero que lo hará cuando la agenda se lo permita. Eso sí, confirmó que no ha escrito nada aún de Sueño de Primavera.

martin

Martin respondió a la pregunta del millón, aunque ya lo había hecho alguna vez más ¿Por qué está tardando en escribir Vientos de Invierno? La respuesta no es una sorpresa: reescrituras y distracciones. 

Martin habló de su proceso de escritura y cómo se enfrente al famoso síndrome de la hoja en blanco que a veces tienen los autores:

Cuando mi trabajo va bien – y no, no siempre va bien, hay veces que hay problemas – nada existe para mí salvo la escena que estoy escribiendo. Editores, editoriales, fechas de entrega, lectores, fans, nada de eso importa, todo está fuera. Solo los personajes existen.

A veces es difícil explicar esto a los lectores. E incluso a otros escritores, cuya actitud y temperamento son diferentes. Pero es como he trabajado siempre.

Cuando el mundo real interrumpe….bueno, eso…uno tiene que hacer lo que pueda para que el mundo real no interrumpa.

Por último, os dejamos las palabras de Martin sobre lo que piensa cuando lee críticas a su trabajo, incluso en su blog:

¿Me frustran a veces las críticas? Sin duda. Aunque me inclino más por decir que me “molestan” y “enfadan” más que me frustran.

Intento ponerlas en proporción, y me doy cuenta de que hay muchos más comentarios positivos que negativos.

 

Las frustraciones que siento son dirigidas principalmente a mí mismo y a este tozudo, contrario, extraño y alce que soy yo.